Las ventajas de hablar, leer y escribir en Inglés...

CAPÍTULO ANTERIOR
Capítulos anteriores|Biografía|Imágenes

Una de las grandes razones -entre muchas- por las que tomé la desición de venir a los Estados Unidos de Norteamérica, fue para buscar la oportunidad de aprender el idioma Inglés. Lenguaje universal que desde antaño ha sido mi ilusión entender con exactitud y con casi, pero sólo casi absoluta presición.

Sé que en algunas cosas soy demasiado perfeccionista, pero sé también que en algunas otras, soy lo suficientemente desorganizado.

[+Seguir leyendo...]

Para muestra, basta un botón -dice un dicho popular-, pero en mi caso, basta con ver esta fotografía de lo que se supone que es mi oficina y el lugar donde cada noche alimento mis sueños de ser millonario y que muchos conocen con el nombre de cama.

En la imagen, usted puede apreciar con detalles si hace click sobre ella mi escritorio de cristal, mi sillón ejecutivo de piel, mi computadora, impresora, libros de Inglés, revistas de diseño, informática y fotografía, discos de software y música y un sinfín de cosas empolvadas que sólo ocupan espacio y que por falta de tiempo y hasta quizás por falta de ganas no he colocado en la basura como es el caso de la cáscara de banana que usted puede mirar tirada sobre la sucia alfombra.

Regresando al tema que en realidad deseo compartir con todos ustedes, créanme que no ha sido fácil el inicio y la férrea continuación de aprender a leer, escribir y hablar en Inglés. It isn't easy!

Los seis meses que viví en San Antonio y Dallas dentro del Estado de Texas, cuando recién había cruzado la frontera, no tuvieron lamentablemente ningún aporte en este sentido pues durante mi estancia en esas hermosas ciudades sólo tuve oportunidad de convivir con personas que al igual que yo, hablaban español.

Sin embargo, desde que arrivé a la ciudad de Nashville en el Estado de Teneessee, empecé a verme involucrado en la cada día más urgente necesidad de aprender Inglés pues ya me estaba cansando de pedir las cosas a señas o estar molestando a otras personas para que hablaran por mi en los lugares que frecuentaba como la librería o incluso cuando trabajaba para Mc Donald's.

Desde ahí nació en mi el profundo interés de aprender a comunicarme con los demás en Inglés pues ya estaba harto de tantas limitaciones debido al desconocimiento absoluto de este idioma.

Como en su momento se los comenté, lo primero que hice fue solicitar mi credencial de la librería para pedir prestado material al estilo de Inglés sin Barreras.

Reconozco que fueron jornadas duras en donde tuve que sortear ciertos obstáculos que estaban tratando de impedir mi desarrollo como es el caso de las personas que vivían en el mismo lugar donde ahora vivo y que se la pasaban todo el tiempo tomando cerveza y haciendo escándalo limitando con ello mi concentración.

Luego, empecé a comprar libros para aprender Inglés en Walmart, me inscribí en LiveMocha para tomar un curso en línea de manera gratuita, descargué a través de Ares diversos materiales y hasta compré en OficceMax algunos programas que incluían videos demostrativos.

No conforme con eso, me suscribí a varios sitios de Internet que ofrecían tutoriales gratuitos y hasta dediqué varios minutos de mi tiempo para visitar 'El blog del Inglés' de la Profesora Mónica.

Cuando por fin tuve la gran oportunidad de empezar a trabajar en la Grocery Store o tienda de conveniencia, donde aún sigo laborando hasta 80 horas semanales, supe que sería justamente ahí donde podría dar rienda suelta a mis prácticas de Inglés pues a diariamente estoy atendiendo a más de 200 personas de habla inglesa incluyendo las órdenes de mi jefe que aunque es de procedencia Coreana, se defiende bastante bien en el Inglés.

Y en efecto ha sido ahí donde casi de forma invisible voy aprendiendo cada día más palabras y frases de uso común y hasta soy capaz de leer a medias el diario local 'Tennessean' y el periódico de circulación nacional 'USA Today'. Asimismo, compro con frecuencia revistas en Inglés de Informática, Fotografía, Diseño y Negocios como 'Fortune' para continuar el aprendizaje de esta lengua que tanto, pero tanto me apasiona y que no sólo yo, sino todas las personas que venimos a los Estados Unidos en busca del Sueño Americano deberíamos aprender tomando en cuenta que de esa forma, podemos tener en cualquier lugar, más y mejores oportunidades.

Sé perfectamente que el camino es largo, sin embargo, sé también que de una manera u otra ya llevo un gran trayecto recorrido y eso me sirve como base para continuar en la búsqueda constante de perfeccionar mis habilidades en este fascinante idioma universal que ostenta a nivel mundial el nada despreciable tercer lugar.

Recientemente, he iniciado lo que he llamado FASE 2 de mi aprendizaje del idioma Inglés y ésta consiste en lo siguiente...

Escuchar canciones en Inglés incluyendo lo más reciente de Alan Jackson titulado 'God Time' disco que aparece en mis manos en la fotografía de la izquierda, ver videos musicales en Inglés, ver películas en Inglés con subtítulos en Inglés, leer lo más posible de información en Inglés ya sea a través de Internet o en medios impresos, buscar las letras de las canciones que escucho y cantarlas, tomar nuevamente un curso que hace tiempo había conseguido en la librería, pero que en aquél entonces no había entendido nada, continuar mis lecciones en LiveMocha, practicar lo que vaya aprendiendo mediante los métodos mencionados con algunos clientes de habla inglesa que a diario van a la tienda entre algunas otras cosas más.

Y no me canso repetir lo que para la mayoría es lógico, hablar, leer y escribir en Inglés, significa estar preparado para todo un universo de posibilidades laborales que por ende, abren más rutas en el incansable y siempre necesario camino al éxito.

Agradezco como siempre a todos y cada uno de ustedes la gran oportunidad de ser leído y ahí queda la invitación para que usted también haga el intento de aprender algo nuevo que en un futuro no muy lejano puede traerle grandes beneficios y aciduladas satisfacciones.


Disculpen por lo de 'aciduladas', pero es que estoy disfrutando -mientras finalizo este capítulo- de unas riquísimas pastillitas llamadas 'Ice Breaker's' de la conocida compañía Hershey's.

Gracias por todo y que Dios les bendiga donde quiera que se encuentren.

Hasta pronto...
Publicar un comentario